El gran despertar #41

Imagínate por dos largos años, ver repetidas veces el mismo número. La gente sólo se reían y sin nada interesante que añadir me decían juégalo… Pero no era eso y tampoco tenía que ver con que “esto” se tenía qué acabar, qué era que había ganado… Nunca ni la cábala, ni los supuestos teólogos ni tan siquiera la hermandad blanca me dieron una respuesta a esta coincidencia o sincronicidad numérica ninguno me pudo dar una pista real a esta enigma.

Un día sólo agarré mi biblia y en completa resignación le dije – ok muestrame lo que tu quieres decirme.- Por un suspiro me llevó Isaías 41. Luego de estudiar todo el capítulo, sí TODO. Entendí el #41 es el Alfa y Omega, Lo que es y será, es lo primero y lo último. Explicarle a la gente común que es el tiempo o qué es esta algarabía que estamos pasando como humanidad es igual a ser ignorado por las masas. Su histeria es su punto culminante. Necesitamos está histeria, está división pero sobre todo este caos para parir una NUEVA Humanidad.

Aquellas mujeres que han pasado por dolores de parto y han parido sólo saben lo horrible que es el dolor, gritas, menta la madre del médico. Lloras, gritas, sudas te pones violenta y NADA de lo que aprendiste en las clases de parto es suficiente en ese momento. Cuando POR FÍN SALE… Ya no importa el dolor o el cansancio, nace el amor. Y así sin más te dicen todas las mamás es lo más hermoso que he vivido.

Bueno mi gente, esta la cruda realidad de NUESTRO gran despertar. Todos con los que me he cruzado en esta vida somos responsables de co crear un mundo mejor. Pero no está escrito, ya la Biblia no puede ser la referencia… Ya no existe un modelo a seguir, sólo existe un modelo a crear. El número 41 es un llamado a creer que está vez puede ser diferente. Este número nos llama a tener una relación honesta y humilde con nuestro GRAN CREADOR. No importa todos los doctorados en teología, ni los seminarios o talleres pastorales que hayas tomado o enseñado, si no hay relación que nace desde la vulnerabilidad más vulnerable, seguirás haciendo cada día lo mismo que detestas y críticas. El #41 nos enseña a ser frágiles y firmes, ser ese cambio que yo quiero ver en mi mundo.

Pintado en Agosto 2017. Acuarela medios mixto

Esta pintura muestra nuestra vulnerabilidad en acción, corriendo hacía nuestro centro (el árbol). El dragón es la vieja narrativa que hemos lidiado por los últimos miles de años, aquella oscuridad o sabiduría que nos hace recorrer los mismos senderos sin darnos la oportunidad a reflexionar sobre nuestras acciones y no lograr ese avance. En esta pintura sólo muestra la acción, la necesidad de llegar a un lugar seguro, la guerra espiritual que se vive continuamente. Sólo es un tiempo dentro del tiempo. La guerrera es la luz que todos deseamos, la botella representa nuestra vulnerabilidad y el árbol es el camino a nuestro yo interior, ese encuentro que todos necesitamos con nuestro Maestro, su LUZ. Los leones y las lunas su significado es el tiempo señalado a ocurrir. La frases escritas sólo es una pista que el susurro me llevó a escribir. Brillar es el llamado para toda la humanidad, sólo los que caminan en una fe radical y se comprometen a su Integridad verán las promesas de su cosecha pasar en este gran despertar. Guerrero este es tu llamado…


#41 sólo los justos vivirán por su FE.

©Kathia Alsina

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .